¿Estás renovando tu cocina? No olvides revisar las medidas de la vitrocerámica

Son varios los aspectos que debes tener en cuenta a la hora de comprar una placa de cocina. En general, los compradores suelen estar muy pendientes del precio, pero hay muchas otras características que son determinantes para asegurar una buena compra, como por ejemplo las dimensiones de la placa.

No todas las placas de inducción o vitrocerámicas miden lo mismo. Existen medidas especiales que superan el tamaño estándar, y también modelos pequeños, de 2 fuegos, diseñadas para un mejor aprovechamiento del espacio en cocinas pequeñas.

Las vitrocerámicas son encastrables, y se instalan en el hueco de la encimera de la cocina, un espacio reservado específicamente para este fin. Es importante que la placa encaje perfectamente para que quede bien integrada, por eso, lo primero que debes hacer es conocer las medidas del hueco de instalación de la placa, en concreto el ancho y el fondo del espacio de instalación.

Las medidas de una vitrocerámica estándar

El tamaño más habitual es de 60 centímetros de ancho y 50 centímetros de fondo y entre 5 y 8 centímetros de alto. El alto puede variar de un modelo u otro, pero las medidas de ancho y fondo suelen ser la estándar en la mayoría de las placas de inducción, gas o vitrocerámicas.

Las placas de 60 cm son las más comunes en la mayoría de los hogares y pueden tener 3 o 4 zonas de cocción.Precisamente por ser la medida más usada, existe una amplia variedad de marcas y modelos disponibles en el mercado, así que tendrás a tu disposición un catálogo muy variado para elegir la que mejor encaje con tus gustos y presupuesto.

Otras opciones de placas de cocina XL

En algunas cocinas, el espacio reservado para la encimera supera las dimensiones estandarizadas, es decir, el ancho de la placa mide más de 60 cm. Los tañamos XL son perfectos para familias numerosas o para cocineros que necesitan utilizar más de 4 o más fuegos a la vez.

Las más grandes del mercado miden 90 cm de ancho, y son perfectas para las cocinas de isla o espacios amplios para poder trabajar a gusto. Es común que este tipo de placa incorpore la tecnología flexinducción o zonas de cocción gigante para aportar la mayor flexibilidad posible a la zona de cocción.

También hay modelos de 80 y 70 centímetros de ancho para adaptarse a cualquier tipo de cocina. Las placas grandes suelen tener entre 4 y 6 zonas de cocción con tamaños variados y en general cuenta con una zona gigante para utilizar recipientes grandes.

Las medidas del fondo no suelen variar para estas placas más grandes, y lo que afecta a la altura, como hemos comentado previamente, dependerá del modelo y la marca en cuestión, pero realmente esta medida es poco relevante debido a que no afecta la instalación de la placa.

Placas de cocina de 2 fuegos, las más pequeñas

Y si tienes una cocina pequeña y quieres aprovechar al máximo el espacio, opta por una vitro de 2 fuegos. Estas placas miden 3o centímetros de ancho y 50 cm de fondo. Una vez más el fondo se mantiene y la medida que varía es el ancho.

Estas vitrocerámicas están diseñadas para ocupar poco espacio. Debido a que solo tienen 2 zonas de cocción son perfectas para una sola persona o parejas. Y en que respecta a las funcionamiento, prestaciones y modo de instalación, son iguales que que las placas de cocina de tamaño estándar o grandes, pero ocupan la mitad de espacio.

Estas placas también se conocen como placas mixtas o dominó, porque también se utilizan para combinar distintos modos de funcionamiento, como por ejemplo, combinar una zona de inducción con gas, o un Teppan Yaki con vitrocerámica, etc.

Leave a Comment